Comisión Consultiva Empresarial también pide ayuda para activar la demanda y el consumo



José González Bell – jgonzalez@larepublica.com.co

La Comisión Consultiva para el Financiamiento Empresarial, integrada por nueve líderes gremiales y empresarios, pasó sus propuestas al Gobierno, entre las que se destacan establecer un subsidio a la tasa de interés dirigido a los créditos de consumo y crear una línea de capitalización mediante bonos convertibles en acciones.

El Gobierno tiene hasta la próxima semana para analizar qué medidas se pueden implementar teniendo en cuenta las capacidades fiscales del país y los trámites que implicarían. Algunas, por ejemplo, podrían ser tenidas en cuenta para reformas estructurales y otras se ejecutarían en el corto plazo.

Un apartado importante en las propuestas está destinado a la recuperación de la demanda. “Más que crédito, lo que las empresas necesitan son ingresos”, indica el documento. En ese sentido, la Comisión propuso “un subsidio a la tasa de interés, con el cual el Gobierno asume un porcentaje de la tasa de interés y el prestatario paga el remanente”.

Para Gigliola Aycardi, fundadora de Bodytech y miembro de la Comisión, es fundamental estimular el consumo y generar demanda para salvar las empresas y los empleos. La propuesta señala que los créditos orientados hacia el consumo son los que tienen un mayor costo y resalta que “no ha habido una transformación plena sobre estas tasas, a pesar de los esfuerzos de la política monetaria por reducir su tasa de intervención”.

La Comisión explicó que es similar al Fondo de Reserva para la Estabilización de la Cartera Hipotecaria (Frech), que ofrece coberturas de tasa de interés que faciliten la financiación de vivienda urbana nueva no VIS.

Entre otras medidas para incentivar la demanda está reducir las tarifas territoriales del Impuesto de Industria y Comercio; disminuir las tarifas de las estampillas Pro Cultura y Pro adulto mayor.

Con respecto a línea de capitalización empresarial, Rosmery Quintero, presidenta de Acopi, expresó que se debe afinar bien los incentivos para que los accionistas actuales tomen la opción, pero tengan todo el interés en pagar sin diluirse.

“Esto aplicaría a Mipyme que están sobreendudadas. Los accionistas estarían obligados a recomprar los bonos a su vencimiento (tres años) por el valor actualizado de la línea”, expresó. Agregó que el decreto que tumbó la Corte que permitía la capitalización de empresas es susceptible a revisión y que sí se podría hacer en el caso de las Mipyme. Sobre el subsidio de nómina, que se amplió hasta 2021, indicó que se debe ampliar a personas naturales y trabajadores independientes.

Previous Comercio electrónico creció 7,84% por semana desde el arranque de la cuarentena
Next Salud y deudas