Salida de Comandante del Ejército estaría relacionada con chuzadas – Investigación – Justicia




La salida del general Nicacio Martínez del comando del Ejército Nacional en diciembre pasado estaría relacionada con un nuevo escándalo de chuzadas ilegales, realizadas desde instalaciones militares en las cuales se interceptaron conversaciones de magistrados, congresistas, periodistas y oficiales de otras fuerzas armadas del país durante el año pasado.

Así lo señala la revista Semana, que publicó un extenso reportaje este sábado en el cual denuncia que “esas actividades comprometen a batallones de ciberinteligencia (Bacib) que pertenecen a las brigadas de inteligencia militar y al Batallón de Contrainteligencia de Seguridad de la Información (Bacsi). Ambos dependen orgánicamente del Comando de Apoyo de Inteligencia Militar (Caimi) y del Comando de Apoyo de Contrainteligencia Militar (Cacim)”.

(En contexto: General Nicacio Martínez sale del Ejército, tras 38 años de servicio)

Una de las fuentes anónimas citadas por la revista dice que quienes realizaban las interceptaciones recibían órdenes que “venían directamente desde el comando sin ningún tipo de requerimiento o documentos”. Y añade que, “por la misión y los blancos estos estaban orientados a temas estrictamente políticos, lejos de nuestra misionalidad”. 

Entre los ‘chuzados’ estarían la magistrada de la Corte Suprema Cristina Lombana,  el reconocido senador del Partido de la U, Roy Barreras, y el exgobernador de Nariño, Camilo Romero.

La información de Lombana, según una fuente citada por la revista, fue entregada directamente a “un reconocido político del Centro Democrático”.

(Además: ¿Quién es el nuevo comandante del Ejército Nacional?)

La denuncia también indica que hasta los oídos de miembros de organismos de inteligencia estadounidenses llegaron reportes de la utilización ilegal, por parte de militares colombianos, de equipos técnicos ese país había donado para luchar contra el crimen.

La revista, además, reveló que el pasado 18 de diciembre fueron hallanadas las instalaciones del batallón de ciberinteligencia en Facatativá en busca de evidencia sobre las chuzadas en una diligencia que se extendió durante 16 horas y en la cual  participaron una comisión de la Corte Suprema de Justicia y policías judiciales adscritos a la Procuraduría.

También relató que el ministro de Defensa, Carlos Holmes Trujillo, ordenó una investigación interna por el tema pocos días antes de Navidad. Unos días después Martínez salió del Ejército. 

El Gobierno, hasta el momento, no se ha pronunciado sobre la denuncia de Semana.

ELTIEMPO.COM

Previous "The Irishman", la favorita de los premios Critics' Choice Awards con 14 nominaciones
Next Estadios del futuro, eje de negocio que se impone en el mundo del fútbol

No Comment

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *