no todo está gratuito en la nube hay cosas que debe pagar



Los software gratuitos tienen funcionalidades básicas, pero si necesita algo más especializado debe pagar por el servicio

Aunque en la nube se encuentran hoy en día toda clase de software, soluciones y sistemas de seguridad y almacenamiento gratuitos, al momento de hacer un desarrollo tecnológico de cualquier tamaño hay que tener en cuenta unos costos fijos iniciales y otros permanentes de mantenimiento y actualización.

La pregunta más importante que hay que hacerse al inicio de un proceso de desarrollo tecnológico es el objetivo que se busca, el diagnóstico de las necesidades. Existen soluciones para todo tipo de necesidades y de acuerdo a estas últimas, será el tamaño de la infraestructura necesaria, del software y el hardware adecuados, de las redes y los equipos complementarios de seguridad y backup.

“Es vital tener un buen diagnóstico y un buen diseño de la solución que se necesita, por eso la etapa de consultoría y diseño del proyecto es fundamental y representa un costo muy representativo en la inversión”, afirmó Manuel del Corral, Gerente de Desarrollo de Negocio de Cadena.

Pero también hay un costo de transformación cultural que muchas veces no se tiene en cuenta al presupuestar un proyecto y que es vital para aprovechar al máximo el desarrollo tecnológico. Hay que capacitar a los empleados en el uso correcto y eficiente de las herramientas. Hay que entrenar a los ingenieros y técnicos que estarán al tanto del buen funcionamiento de la solución.

Toda infraestructura en informática necesita equipos de cómputo, servidores, sistemas de seguridad, redes y otros que representan costos fijos iniciales o permanentes de arrendamiento. También son altos y dependen del tamaño de la instalación y de los programas que deban soportar.

Hay software que son gratuitos y se pueden bajar de la nube. Son soluciones genéricas para funcionalidades muy básicas. Hay otros más robustos que se pagan por el uso, a unas tarifas adecuadas de unos cuantos dólares anuales.

La tercera categoría es software a la medida. Ahí sí hay unos costos más elevados de consultoría y de construcción de acuerdo a las necesidades que se tengan. Mientras más robusta y más usuarios necesite atender, mayores será las complejidades y los costos.

“Hay múltiples ejemplos. En la nube se puede conseguir Alegra que es un programa contable ideal para empresa pequeñas, poco costoso y que no requiere infraestructura. Pero también se puede contratar con Amazon, el proveedor más grande del mundo de infraestructura en la nube, complejos programas de data center que utilizan los bancos y que valen miles de millones de pesos”, comentó Jorge Cerón Gómez, cofundador y gerente de Ideaslab SAS.

En la nube se consiguen innumerables soluciones. Lo importante es acudir a empresas reconocidas y con amplio respaldo. Otro costo son las licencias. Las hay muy favorables cuando son para consumidores masivos. Con unos pocos dólares anuales se pueden tener. Su costo aumenta de acuerdo a la especialidad. Hay licencias de programas fabricados para muy pocas personas y con altos niveles de complejidad que pueden valer miles de dólares.

Toda instalación tecnológica necesita un mantenimiento. Es muy importante entrenar personas para ello o contratar servicios tercerizados es otro costo a tener en cuenta y siempre dependerá del tamaño de la infraestructura. La reposición de equipos ante la obsolescencia o el deterioro, es otro rubro que se debe considerar.

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.

Previous Fabio Bustamante 'La F' llegó deportado a Colombia - Delitos - Justicia
Next Lecciones de Sudáfrica al posconflicto en Colombia, por Edwin Cameron - Conflicto y Narcotráfico - Justicia

No Comment

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *