Las sospechas de testigo de la Fiscalía sobre dos exmagistrados de la Corte Suprema – Delitos – Justicia




El exmagistrado auxiliar José Reyes Rodríguez sostuvo que mucho antes de que estallara el escándalo del ‘cartel de la toga’ tenía sospechas sobre las actuaciones del entonces magistrado de la Corte Suprema de Justicia  Gustavo Enrique Malo Fernández.

El abogado declaró en el juicio contra el exmagistrado Francisco Ricaurte procesado por el llamado ‘Cartel de la Toga’ y dijo que hizo parte de un grupo que entre 2010 hasta julio de 2015 investigó casos relacionados con parapolítica y Farcpolítica.

Dijo que a finales de 2014 fue asignado magistrado auxiliar al despacho del magistrado Gustavo Enrique Malo Fernández quien luego de unos meses le pidió la renuncia sin “razones objetivas”.

Añadió que en el despacho encontró situaciones extrañas como conversaciones entre el exsenador Álvaro Ahston y el exmagistrado Ricaurte “quien era una persona muy allegada al magistrado Malo Fernández y eso era de conocimiento público”.

Esas conversaciones se dieron en momentos en los que Ahston era investigado por parapolítica y que el caso estaba en el despacho de Malo Fernández. Dijo que Ashton, en las grabaciones realizadas, insistía en la necesidad de verse con Ricaurte y se mostraba cada vez más preocupado por los avances de la investigación en su contra.

El exmagistrado Reyes Rodríguez señaló que el entonces magistrado Malo Fernández tenía “un interés desacostumbrado” por el caso Ashton y preguntaba continuamente sobre los avances en esa investigación.

En la misma época de las conversaciones, dijo el testigo, Ashton también se comunicaba con el entonces fiscal general Eduardo Montealegre “no se reunían, no hablaban cosas importantes por teléfono, por el contrario mostraban prudencia para no hablar por teléfono sino más bien reunirse en su apartamento”.

Añadió que a Malo Fernández quien era su jefe “pero que no le generaba confianza” no le contó algunas cosas “porque eso era como contarle al  doctor Francisco Ricaurte, era como contarle al doctor Álvar Ashton”.

Añadió que si le comentó a otros magistrados como José Luis Barceló, Eyder Patiño y Maria del Rosario González.

El exmagistrado  Ricaurte es procesado por los delitos de concierto para delinquir, cohecho, tráfico y uso abusivo de información privilegiada. La Fiscalía consideró en la acusación contra el exmagistrado  que al menos desde el año 2013 y hasta el 2016 él y el también exmagistrado José Leonidas Bustos “promovieron y dirigieron una organización criminal a la que integraron, entre otros, al señor Luis Gustavo Moreno Rivera, Leonardo Pinilla y Gustavo Malo, organización dedicada a cometer delitos indeterminados que afectaron la seguridad pública y la administración pública, siempre relacionados con actuaciones que se adelantaban en la jurisdicción penal”.

Redacción Justicia
@JusticiaET
justicia@eltiempo.com

Previous Masacre de Bojayá: sus muertos por fin descansan en paz
Next Los creadores de "Juego de Tronos" se retiran de la próxima película de "Star Wars"