La cotización del dólar ha ganado $158 durante los primeros 15 días de agosto



Las tasas de la Fed, el panorama electoral en Argentina y el temor por una recesión lo han revaluado

Andrés Venegas Loaiza – avenegas@larepublica.com.co

Agosto ha llegado con vientos de incertidumbre a los mercados internacionales y el peso colombiano ha sido uno de los grandes afectados con el nerviosismo de los inversionistas.

Muestra de esto es que durante los primeros 15 días del mes, la cotización del dólar a nivel local se ha encarecido $158 hasta un precio promedio de $3.449,72 el miércoles, sesión en la que ganó $41,96 frente a la Tasa Representativa del Mercado del día: $3.407,7.

Las razones por las que el peso ha perdido valor pueden narrarse en tres momentos clave en el mes: la baja en tasas de interés de la Fed, el riesgo por las elecciones en Argentina y el cambio de tendencia del rendimiento de la deuda de Estados Unidos.

Pese a que todos parecen factores alejados, el golpe al bolsillo de los colombianos ha sido dramático, pues en el mes la moneda ha visto una volatilidad de $167,74.

El primer golpe lo recibió en la primera semana del mes, cuando el banco central de EE.UU. decidió hacer su primera rebaja en las tasas en más de 10 años. Ahí el peso llegó a un máximo histórico de $3.459,51, después de que los inversionistas decidieran retirar sus activos de mercados emergentes al revisar la decisión como una visión de la Fed sobre un mayor riesgo de desaceleración, según explicó Felipe Campos, jefe e investigaciones de Alianza Valores.

El peso se había recuperado levemente a finales de semana, sin embargo, a inicios de la presente recibió el impacto de la primera fase de elecciones presidenciales en Argentina, en las que ganó el kirchnerismo.

Miguel Boggiano, CEO de Carta Financiera, explicó que “lo que pasó fue que los inversionistas globales castigaron a los mercados emergentes al revisar un mayor riesgo de incumplimientos e inestabilidad”, lo que afectó a los activos locales.

El mercado incorporó la noticia con alzas el lunes, y luego, en la jornada del martes el peso había logrado recuperar $28,24; sin embargo, ayer, los temores de una recesión global revivieron.

Wilson Tovar, jefe de investigaciones económicas de Acciones y Valores, señaló que el nerviosismo del mercado que llevó al dólar a una nueva alza, “se explica en que se invirtió la curva de rendimiento de la deuda de EE.UU.”, un efecto económico que en palabras sencillas muestra que este país está pagando más a quienes lo financien a dos años, que a diez años.

El experto comentó que “este es un efecto que anticipa una recesión” y que “se ha dado efectivamente en nueve ocasiones prediciendo las recesiones que se han generado desde la Segunda Guerra Mundial”, por lo cual, los inversionistas tienen razones para estar nerviosos.

Ahora, pese a que es cierto que todas las monedas emergentes se han visto afectadas, hay algunas que pierden en mayor nivel, y este es el caso del peso colombiano, que en agosto ha sido la cuarta divisa más devaluada del grupo y la segunda en la región, en donde solamente ha tenido un mejor rendimiento que la argentina (ver gráfico).

El gerente de investigaciones de Davivienda Corredores, Germán Cristancho, resaltó que “Colombia es una de las economías más frágiles ante estos choques por su déficit de cuenta corriente como relación del PIB”, pero destacó que la flaqueza también se ha dado por la gran demanda de dólares.

Sobre este aspecto, destacó una importante compra de cerca de US$600 millones por parte de MinHacienda entre marzo y junio; la demanda de dólares para pagar los nuevos buses de Transmilenio; la necesidad de gasto en refinería por Ecopetrol al tener algunas de sus operaciones en mantenimiento, y la acumulación de reservas llevada a cabo durante una buena parte del año por el Banco de la República; por lo que el experto resaltó que “normalmente no se ve en el mercado tal demanda de la divisa y estos movimientos terminan afectando el precio”.

Sobre hasta dónde podría llegar el dólar, Campos comentó que si se da un nuevo endurecimiento de la guerra comercial, su tope podría llegar incluso a $3.700, “poniendo el escenario más fuerte”, mientras que Tovar destacó que “el mercado estaría siguiendo el rango del Banco de la República, que fijó un máximo de $3.500, por lo que no sería tan extraño que pudiera llegar allí”.

 

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.

Previous Rappi lanzó su servicio ‘Pickup’ para pedir en restaurantes y recoger pedidos
Next Gobierno japonés llevará a cabo la construcción de bibliotecas en Cauca y Córdoba

No Comment

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *